Sol, tapas y salud

Muchas personas conocen la Costa del Sol por aspectos tan destacables como el gran número de horas de sol que recibe al año, su envidiable clima o sus maravillosas playas. Pero a la hora de valorar esta región no podemos olvidarnos de su gastronomía.

Tapas

Sin lugar a dudas las tapas son el mayor emblema de la comida andaluza. Pequeños bocados que sirven como acompañamiento a una buena copa de vino o a una refrescante cerveza.

Aunque son típicas del verano, se pueden disfrutar durante todo el año. De hecho, el buen clima de esta zona invita a sentarse en una terraza y a saborearlas incluso en pleno invierno.

No es de extrañar que esta fórmula se haya exportado y las tapas andaluzas se conozcan ya en medio mundo.

En cuanto a los sabores, tienes mucho entre lo que elegir. Ensaladilla rusa, patatas bravas, rabas de calamar, etc.

Si quieres probar lo mejor de la comida malagueña puedes decantarte por tapas de platos típicos de la región como la pipirrana o el ajoblanco. 

En invierno no deberías dejar de probar los platos típicos de interior. Diferentes tipos de guisos, callos y migas que te harán querer más.

Y si lo tuyo es la cocina de autor, no hay problema. Cada vez más cocineros de renombre están adaptando sus recetas al formato de tapa. Una buena oportunidad para atreverte a probar nuevas combinaciones de sabores.

Espetos

Los chiringuitos son casi tan conocidos como las playas de Málaga. Son bares típicos a pie de playa en los que los bañistas pueden disfrutar de comida y bebida de la mejor calidad.

En un chiringuito puedes comer prácticamente de todo. Pero si estás en Málaga no puedes quedarte sin probar el pescaíto frito. Una combinación de pescados recién pescados en la zona y debidamente rebozados. Son la mejor alternativa para llenarte de nuevo de energía después de una mañana o una tarde de baños en el mar y paseos por la orilla.

Lo que sin duda no puedes dejar de probar son los espetos. Esta forma de preparar el pescado es típica de la gastronomía malagueña.

Se trata de sardinas que se asan a fuego vivo ensartadas en un palo. Esta forma de cocinarlas les da un sabor único que no te lo puedes perder.

Paella

Aunque la paella no es propiamente un plato malagueño, el popular plato valenciano se cocina con muy buenos resultados en toda la geografía española, y muy especialmente en la Costa del Sol.

Eso sí, en esta región lo que más gusta es la paella de marisco y la paella de pollo. Dos alternativas diferentes que debes probar si te gusta el arroz. ¡No te vas a arrepentir!

Platos de invierno

El invierno en la Costa del Sol no es duro, pero aún así hay algunos días de frío en los que apetece tomar algo que temple el cuerpo.

Para esos días nada mejor que escoger un plato típico como las gachas. Una receta clásica malagueña que ha pasado de generación en generación.

Elaboradas con ingredientes muy humildes, las gachas son un plato muy energético y con un sabor que invita a repetir.

Otra alternativa para los días de frío es la berza malagueña. Un guiso de cuchara muy consistente elaborado a base de garbanzos acompañados de verduras como las judías verdes y las acelgas y de porciones de carne de ternera y algo de cerdo.

Bienmesabe

No hay nada mejor que terminar una buena comida o una buena cena con un toque dulce. En la Costa del Sol el broche de oro lo puede poner el bienmesabe en su versión típica de Antequera (patrimonio Mundial de la Unesco)

Está elaborado a base de bizcochos, canela, almíbar de cidra, almendras, huevos y azúcar. El resultado es un dulce con un sabor suave y espectacular que seguro que vas a querer repetir.

Dieta mediterránea en estado puro

La dieta mediterránea es conocida a nivel mundial por sus grandes beneficios para la salud. Y, como has podido comprobar, la gastronomía de la Costa del Sol está inspirada directamente en ella.

Si eliges esta región para vivir de forma habitual, o para pasar tus vacaciones, vas a poder disfrutar de una gastronomía rica en olores y sabores. Cada día podrás probar un plato diferente.

Lo mejor de todo es que son platos elaborados con ingredientes naturales. Lo que te ayudará a comer de forma sana y a sentirte bien por dentro y por fuera.

Hay muchas razones para tener una casa en la Costa del Sol, y poder disfrutar de su inigualable gastronomía es una de ellas.

Si estás pensando en adquirir una vivienda en esta zona, en Allee Spain podemos ayudarte a encontrar la casa de tus sueños. Estás más cerca de lo que crees de poder convertir la dieta mediterránea en tu dieta habitual. ¿Te apuntas?

PUEDES COMPARTIR ESTE ARTICULO

Comparte en facebook
Facebook
Comparte en twitter
Twitter
Comparte en linkedin
LinkedIn
Comparte en email
Email