España 1 – EE.UU-2 penaltis

Ya nada puede parar el movimiento de empoderamiento de las mujeres, y el deporte es uno de sus máximos exponentes.

A lo largo de la historia hemos tenido grandes ejemplos de mujeres deportistas como Nadia Comaneci, Florence Griffith o Billie Jean King. Que sirvieron de ejemplo a grandes luchadoras actuales como Serena Williams, Carolina Marín o Lydia Valentín entre otras.

Hay muchos deportes en los que la presencia femenina está ya totalmente normalizada, pero las futbolistas lo han tenido algo más difícil.

Durante décadas el fútbol se ha considerado algo propio de los hombres y el fútbol femenino apenas contaba con seguidores.

Hoy en día las cosas están cambiando. Un buen ejemplo de ello es que incluso Google ha dedicado su doodle durante unos días al Campeonato Mundial de Fútbol Femenino que se está desarrollando en Francia. Esto, que parece un pequeño gesto, ha contribuido a que millones de personas en todo el mundo pongan su vista sobre este deporte.

Una afición que crece

Seguro que si te preguntan puedes nombrar a una gran tenista, una atleta destacada… pero ¿y si te preguntan el nombre de una de las jugadoras de fútbol de la selección nacional de tu país? Es posible que te quedes en blanco.

No te preocupes, esto le pasa a mucha gente. Pero es hora de cambiar las cosas. Los que se animan con el deporte femenino se dan cuenta que esta opción no tiene nada que envidiarle al fútbol masculino.

La afición crece día tras día y los campos de fútbol están cada vez más llenos. Esto es bueno para las deportistas, que ven recompensado su esfuerzo, pero también para las nuevas generaciones.

Hacer deporte es algo muy bueno para la salud tanto a nivel físico como a nivel psicológico. Y no podemos privar a las niñas de todos los efectos positivos que el deporte tiene para ellas.

Si ven a otras chicas competir y divertirse ellas también querrán hacerlo, y el fútbol es lo suficientemente popular como para que muchas niñas se interesen por practicarlo. Ellas podrían ser nuestras campeonas del futuro.

Conoce a tus jugadoras

¿Recuerdas lo que te preguntábamos hace un momento sobre los nombres de las jugadoras de tu selección? Pues en Internet ya se han puesto a trabajar para solucionarlo.

Los retos virales se han convertido en la moda de los últimos años y hay muchas personas dispuestas a realizarlos. Pues bien, aquí tienes uno muy fácil. Se trata de empezar a conocer a las estupendas deportistas que hay en la selección nacional de fútbol de tu país.

Seguramente conozcas a jugadores de nombre impronunciable que jamás han jugado en nuestra liga y sin embargo no conozcas el nombre de la portera titular de la selección nacional de fútbol femenino.

Con algo tan sencillo como una búsqueda en Internet puedes ponerte al día en información y apuntarte a este original reto viral.

Es más, incluso puedes informarte en la prensa escrita, y esto sí que es toda una novedad. No podemos perder de vista que la prensa deportiva es en gran medida la “responsable” de no visibilizar el fútbol femenino. Habiéndolo ignorado durante años.

Parece que por fin las cosas están cambiando y este año sí se está haciendo un seguimiento del Mundial.

Ahora nos queda por ver si después de acabar este importante acontecimiento también podemos informarnos en los diarios deportivos más populares sobre el avance de importantes competiciones como la liga femenina o la Copa de la Reina. Pero hablamos de información de verdad, no una mera nota residual.

Queda mucho por hacer

El fútbol femenino es uno de los deportes más afectados por el machismo. Se ha avanzado mucho, pero no podemos perder de vista que todavía queda mucho por hacer.

Está claro que las cosas no van a cambiar de un día para otro, pero paso a paso se va haciendo el camino.

Son ya muchos los grandes equipos de fútbol que cuentan con equipos femeninos de gran nivel. Por desgracia, también hay grandes clubes que no invierten nada en fútbol femenino y no tienen equipo propio (léase Real Madrid, por ejemplo) aunque ahora parece que lo van a solucionar…

A niveles más pequeños, aquellas mujeres que no son profesionales del deporte pero lo practican por afición, lo tienen todavía más difícil.

El hecho de no haber promovido este deporte entre las niñas durante generaciones y generaciones hace que a día de hoy las niñas, chicas y mujeres que se aventuran en él lo tengan difícil a la hora de poder participar en un campeonato, puesto que no suele haber equipos suficientes.

Al mismo problema se enfrentan otras deportistas como las jugadoras de baloncesto. Querer practicar deportes tradicionalmente asociados al hombre sigue siendo complicado.

Pero no hay que rendirse, los buenos resultados que se están cosechando en el fútbol femenino deben servir de impulso para continuar adelante. Hacer deporte, a nivel profesional o por afición, nunca debería ser una cuestión de género.

PUEDES COMPARTIR ESTE ARTICULO

Comparte en facebook
Facebook
Comparte en twitter
Twitter
Comparte en linkedin
LinkedIn
Comparte en email
Email